Dubai: 6 imprescindibles y un extra

No dejo de sorprenderme, cuando me cuentan que hay gente que visita Dubai en día y medio. Sinceramente, si te ciñes solo al Burj Khalifa y al shopping, puedo entenderlo pero si no, no me lo explico porque los días tienen 24 horas y algo habrá que dormir, ¿no? Imagino que pasando por encima muchos rincones, se podría pero disfrutar el país, es imposible.

En cualquiera de los casos, os dejo mis  imprescindibles, más un extra, de nuestra visita a DUBAI, uno de los siete emiratos y por ahora, el más turístico de todos si bien, ya le van a la zaga.


MIS 6 IMPRESCIDIBLES

BURJ KHALIFA. – Está claro que el Burj Khalifa, el edificio más emblemático de Dubai, se merece una visita. Fuera de toda duda, es un imprescindible y te ofrece unas vistas panorámicas de la ciudad absolutamente mágicas. Ya os hemos hemos hablado de nuestra visita a esta zona, pero no me canso de repetir que una buenísima hora para entrar, si vas en otoño – invierno, son las 16:30. El porqué es sencillo: aprovechas las vistas de día y de noche y puedes disfrutar también del atardecer. Todo un espectáculo.

Una vez aquí y tras la visita, aprovecha para perderte por el Dubai Mall y disfrutar cenando,  de la fuente y sus espectáculos musicales, uno de los grandes atractivos de esta zona, además del shopping.

Downtown from Burj Khalifa

MARINA DE DUBAI y THE PALM. – Acercarse a observar  edificios increíbles, de formas retorcidas y alturas imposibles, además de una animada vida nocturna alrededor de la laguna, es otro de los atractivos de esta zona.

También es interesante, acercarse a ver el Atlantis The Palm, sobre todo porque tienes a mano una visión real de lo que es “la palmera” y sus dimensiones. Desde aquí, tienes unas vistas impagables del Golfo Pérsico. Aquí tenéis más info de la zona y cómo llegar.

Atlantis The Palm, de cara al Golfo Pérsico

ZOCO DEL ORO y DE LAS ESPECIAS. –  Enclavados en el distrito de Deira, la zona más económica de toda la ciudad, sin duda son un hervidero de gente, sobre todo, a partir de las 20:00 de la tarde. Te abordaran desde todos los frentes para ofrecerte relojes, pulseras,… a precios realmente competitivos pero de manera sibilina porque la venta de “copias”, está penada en el emirato. Sin duda, es todo un espectáculo.

Los olores y colores del pequeño y cada vez más exigüo zoco de las especias, también merece la pena, sobre todo porque aun guarda la belleza y simpleza de lo autóctono.

Spice Souk. Una delicia para la vista, gusto y olfato

SHINDAGHA Y BUR DUBAI . –  El más antiguo de los distritos de la ciudad junto con Bur Dubai, es sin duda mi zona preferida. Ambos, conservan la esencia de lo que fue la ciudad en su origen: un pueblo de pescadores. Pasear por esta zona al atardecer, te transporta a décadas atrás. El Museo de Dubai y el Hindi Lane, son dos de las atracciones más visitadas.

Os recomiendo visitar el Museo durante el día y el resto de las zonas, al atardecer y anochecer para verlo en su estado más puro y natural. Aquí tenéis nuestra visita a estas zonas históricas.

Shindagha, el barrio más antiguo de Dubai

DESERT EXPERIENCE. –  Si no quieres que tu estancia en Dubai se quede coja, tienes que adentrarte en el desierto. Hay múltiples empresas que organizan las visitas, partiendo a primera hora de la tarde de la ciudad para así, poder disfrutar del atardecer en una zona idílica y cenar al aire libre. Aquí os dejo nuestra experiencia que sin duda, no olvidaremos nunca.

Dessert Reserve of Dubai

COMER COMO UN JEQUE. – Con esto no me refiero a acudir a los grandes restaurantes sitos en los fastuosos hoteles, sino a mezclarte con los locales, incluidos jeques, que comen, paran y encargan la comida en algunos de los muchos locales que guardan, para bien de todos, sus recetas y cocina casera, como una muestra de identidad de la ciudad. Comer langosta recién comprada en el mercado del pescado, probar la mejor comida hindú de la ciudad o degustar el mejor kabab, que prometo nada tiene que ver con lo que se vende por aquí, está entre nuestros favoritos.

Y nada, como terminar con los exquisitos dulces árabes y un buen té en la Arabian Tea House. Aquí os dejo más info al respecto: Comer en Dubai.


UN EXTRA A TENER EN CUENTA

Al inicio de estas sugerencias, os hablaba de un extra y sin duda, para mí, es la visita al Emirato de Sharjah, a unos 30 minutos en autobús de Dubai. Entre otras cosas, solo la visita al Museo de la Civilización Islámica, ya merece la pena pero tiene también su encanto y sobre todo, está mucho menos explotado que otras zonas de Dubai; de este modo,  la esencia de la cultura árabe, aún se respira en cada esquina. Aquí tenéis lo que dio de sí nuestra visita a Sharjah.

Originales escrituras encontradas en Siria. Museo de la Civilización Islamica

Pues lo que os decía, que a mi no me da un día y medio para disfrutar “despacito” de todo lo que el Emirato ofrece, más allá de rascacielos, shopping y lujo.

 

Happy Blogging! Happy Travel!!

8 comments

  1. alberto says:

    Estuve a punto de viajar el año pasado pero al final el viaje que tenia pensado lo cambie por otro, me parece un lugar peculiar para visitar, a ver si en otro de mis viajes aprovecho una escala y me quedo ahi un par de dias.

  2. Luz says:

    ¡hola! Además del Burj khalife no conocía mucho de Dubai hasta que te encontré. La verdad es que nunca la había tenido en mente, y después de leerte me resulta la mar de interesante. Estos 6 imprescindibles de Dubia son suficientes para hacerle una visita 😉

  3. Kris says:

    Cada vez me llama más la atención Dubai, pero solo he pisado su aeropuerto. El puñado de lugares que nos muestras me parece que bien merece la pena quedarse allí unos días en alguna escala rumbo a otro lugar más lejano.
    Un abrazo.

Deja un comentario